902 207 792 · skype:escuela_europea_management info@escuelamanagement.eu

Conseguir un trabajador motivado no siempre es tarea fácil. Pero sí que es muy sencillo desmotivarlo. Un “logro” que llevan a cabo líderes poco formados, con sensibilidad baja y con una lacerante incapacidad para dirigir equipos de trabajo. Por eso hemos hecho una recopilación de frases que nunca debes decir a un colaborador, a no ser que quieras perjudicar a tu propia empresa y negocio.

Antes de continuar, es importante recordar que la productividad y el valor de una empresa están íntimamente relacionados con el clima de la organización. En un ambiente de motivación alta los colaboradores desplegarán todo su talento, lo que redundará en los beneficios del negocio.

Guía: Descubre cómo gestionar el talento para el liderazgo

Frases que no hay que decir al trabajador motivado

Para tener un trabajador motivado y un grupo de colaboradores con un excelente desempeño y desarrollo profesional y personal, hay una serie de frases totalmente prohibidas:

  • Nunca haces nada bien. Si quieres hundir a un colaborador y evitar que supere su miedo al fracaso, esta frase es perfecta. Por otro lado, ya te puedes olvidar de motivarle, explotar su talento o que se comprometa con su responsabilidad.
  • Deberías dar las gracias por trabajar aquí. Otra frase que jamás debes decir a un trabajador motivado. Ya sea porque crees que le tratas excesivamente bien o porque le estás ninguneando, aludiendo a que nadie le contrataría, es un error mayúsculo que va contra todo clima laboral adecuado.
  • Es problema tuyo. Un error de proporciones bíblicas. En un equipo de trabajo, los problemas son de todos y entre todos deben solucionarse. Un líder nunca debe dar la espalda a las preocupaciones o necesidades de sus colaboradores. La empatía y la comunicación fluida son dos herramientas básicas en este aspecto.
  • Para eso te pago. Otro de los grandes fallos que comenten muchos líderes poco talentosos. La tendencia actual del management exige organizaciones más horizontales, con responsabilidad repartida, por lo que estas muestras de superioridad van en contra de toda búsqueda de un trabajador motivado.
  • Así se ha hecho siempre. Esta aseveración es muy obsoleta y perniciosa. Demuestra que el líder se ha acomodado y no tiene el más mínimo interés en mejorar el clima de la organización, el valor de la empresa y la productividad de los colaboradores.
  • No te pago para pensar. Error mayúsculo. Un trabajador autómata, que no piensa, no aporta valor, innovación y creatividad a la empresa. Más allá de ser desmotivador, es un fallo imperdonable.
  • No traigas tus problemas al trabajo. ¿Cómo puede un individuo desdoblarse? Los sentimientos y emociones son parte de todo ser humano, por lo que no es posible dejarlos de lado. De hecho, la empresa moderna busca un desarrollo integral del colaborador, tanto a nivel personal como profesional. No hay que olvidar que una persona feliz y plena es más productiva. Hay que respaldar y mostrar empatía.
  • Aquí mando yo. Si tu intención es buscar un trabajador motivado y productivo, capaz de asumir responsabilidades y sentirse parte de una empresa y su filosofía, jamás uses esta frase. Es perfecta para que el colaborador se vea como un mero invitado.

Recuerda estas frases de la vieja escuela, pues son muy perjudiciales para un ambiente laboral productivo y adecuado. Si quieres un trabajador motivado, jamás las uses en tu empresa.

 

Si estás interesado en seguir informándote sobre cómo ser un buen líder y gestionar personas de forma eficiente, mediante el programa de Liderazgo y Gestión de Personas podrás desarrollar tus capacidades de liderazgo personal y gestión de personas.  ¿Quieres saber cómo? Haz click aquí.

 

Post relacionados:


New Call-to-action