902 207 792 · skype:escuela_europea_management info@escuelamanagement.eu

La capacidad de trabajo en equipo se ha convertido en la habilidad más demandada en los procesos de selección de personal, según el último listado publicado por la reputada revista Forbes sobre competencias profesionales. Ahora bien, existen tanto ventajas como inconvenientes del trabajo en equipo, por lo que para que esta metodología grupal sea eficiente es necesario que el líder y los integrantes actúen bajo una serie de pautas.

En términos generales, el trabajo en equipo debe regirse por las llamadas 5Cs: complementariedad, comunicación, coordinación, confianza y compromiso. ¿Qué ocurre cuando se da esta situación? ¿Y cuándo no se cumple? Analizamos los pros e inconvenientes del trabajo en equipo y las técnicas aplicables para lograr la unión perfecta.
Guía: La importancia de la dirección general en la gestión de personas

Qué es el trabajo en equipo

Los equipos de trabajo son inherentes a cualquier empresa y las organizaciones apuestan por fomentar esta fuerza laboral, por encima de la individual, por los beneficios que aporta a la actividad.

Ahora bien, ¿qué es el trabajo en equipo? Según Héctor Fainstein, “es un conjunto de personas que realiza una tarea para alcanzar resultados”, mientras que Isabel González amplía esta definición describiéndolo como “un conjunto de personas que realiza una obra común, la cual los vincula, los organiza y orienta hacia objetivos compartidos”.

Trabajar en equipo no es solo reunir a varios empleados en torno a un mismo proyecto. Su concepto va más allá e implica una realidad superior a la mera suma de los integrantes. Como señala Jon Katzenbach, autor de El trabajo en equipo, se trata de un “número reducido de personas con capacidades complementarias, comprometidas con un propósito, un objetivo de trabajo y un planeamiento comunes y con responsabilidad mutua compartida”.

Pros de los equipos de trabajo

Cuando se dan estos parámetros, el trabajo en equipo consigue crear un valor añadido a la actividad, generando los siguientes beneficios para la organización:

  • Aumenta la motivación. Tanto el sentimiento de pertenencia y el compañerismo, como un punto positivo de competitividad, hacen que los miembros del equipo estén más implicados con el proyecto.
  • Reduce el estrés. Al compartir la responsabilidad de la misión entre varias personas, el trabajo en equipo disminuye el estrés de los empleados, lo que reduce a su vez los errores.
  • Refuerza la cohesión de capital humano. El trabajo en equipo, por naturaleza, favorece las relaciones interpersonales, incrementando la coordinación de la plantilla.
  • Mejora el clima laboral. Debido a la generación de lazos personales, el ambiente de trabajo se vuelve más positivo.
  • Potencia la creatividad. Al trabajar en equipo, los empleados se están retroalimentando unos a otros, lo que enriquece e impulsa el proceso creativo e innovador.
  • Aporta satisfacción laboral. Como consecuencia de todo lo anterior, los profesionales que trabajan en equipo se sienten más satisfechos en sus empleos.
  • Incrementa la productividad. La unión de fuerzas de los diferentes trabajadores genera mejores resultados que si lo hicieran de forma aislada, pues cada profesional asume el rol y funciones más adecuadas a su perfil.

Inconvenientes del trabajo en equipo

Ahora bien, junto a las ventajas también hay que tener en cuenta los inconvenientes del trabajo en equipo. Como indican Cristina Torrelles, Jordi Coiduras, Sofía Isus, F. Xavier Carrera, Georgina París y José M. Cela, en su trabajo Competencia de trabajo en equipo: definición y categorización, trabajar en equipo “requiere la movilización de recursos propios y externos, de ciertos conocimientos, habilidades y aptitudes; la no disposición de aquellos elementos por algunos individuos puede obstaculizar la consecución de sus objetivos, definidos para alcanzar los resultados previstos, y consecuentemente, dificultar su integración en las dinámicas organizacionales donde se haya adoptado”.

En este sentido, los inconvenientes del trabajo en equipo se pueden presentar de las siguientes formas:

  • Preponderancia de ciertas opiniones. Cuando no hay un equilibrio correcto entre los miembros del grupo, es posible que solo unos de los integrantes propongan ideas o que las opiniones de una/s persona/s imperen siempre sobe el resto, quedando silenciados los demás empleados. Por ello, es imprescindible que el líder del grupo fomente la participación activa de todos los miembros.
  • Pérdida de tiempo. Otro de los inconvenientes del trabajo en equipo es que su funcionamiento requiere de reuniones y encuentros continuos que, si no se planifican y se ejecutan bien, puedes convertir al grupo en inoperativo. Para evitarlo, es importante llevar preparados los puntos que se quieren estudiar en cada caso y establecer un tiempo de duración para que no se dilaten más de lo necesario.
  • Conflictos internos. Un riesgo al que se enfrentan los equipos de trabajo son las posibles desavenencias entre los profesionales, pudiendo dar lugar a conflictos internos, divisiones y luchas de poder dentro del propio grupo que quiten el foco de atención en los objetivos del proyecto en sí. El líder, como responsable del buen desempeño, debe velar por que estas situaciones no se produzcan y, frenar su evolución en cuanto sean detectadas.
  • Caos organizativo. Aunque los grupos profesionales deben estar bien definidos, concretando los roles y funciones que cada trabajador va a desarrollar, otro de los inconvenientes del trabajo en equipo es la posibilidad de esta organización no se realiza de forma óptima, generando situaciones de caos en el proyecto.
  • Ausencia de responsabilidad. En el mismo sentido, la falta de definición del equipo de trabajo puede desembocar en que la responsabilidad se diluya entre todos. Así, es recomendable introducir la figura del ‘controller’, encargado de supervisar que todo el mundo está acometiendo sus misiones.
  • Colaboradores tóxicos. Incluso aunque el funcionamiento del grupo sea bueno, otro hándicap que puede encontrar el equipo de trabajo es que uno de sus integrantes sea un colaborador tóxico. Para que su actitud obstaculice el desempeño de los compañeros, el responsable del equipo tendrá que estar alerta ante las señales y tomar medidas para reconducir el comportamiento del trabajador.

Características del equipo perfecto

¿Cuál sería el resultado si no existieran estos inconvenientes del trabajo en equipo? Google ha desarrollado una investigación en la que estudió durante 2 años a más de 180 equipos para descubrir cómo sería el grupo de trabajo perfecto.

El llamado proyecto Aristóteles arrojó una conclusión principal: la excelencia del conjunto no depende de las piezas que lo conforman, sino de cómo estas interactúan entre sí.

Junto a esto, Google recopila las 5 características de un equipo óptimo:

  • Seguridad psicológica: para que se pueda exprimir todo el talento del grupo, sus miembros deben contar con seguridad en sí mismos para aportar todas sus ideas, sin miedo ni vergüenza.
  • Confianza: la multinacional tecnológica considera que los integrantes deben confiar al máximo los unos en los otros como clave del éxito conjunto.
  • Estructura y claridad: también es indispensable que cada profesional tenga claro cuál es su papel y su misión como parte del grupo.
  • Motivación: para un alto rendimiento, los trabajadores deben concebir el proyecto como algo más que un mero trabajo, es decir, deben estar motivados e implicados en él.
  • Propósito: si los profesionales no se conforman con entregar un buen trabajo a tiempo, sino que se interesan por saber cómo el proyecto va a cambiar el mundo –en mayor o menor medida-, los resultados serán excelentes.

¿Quieres conseguirlo? En la Escuela Europea de Management contamos con el Curso Online de Liderazgo de equipos y desarrollo de colaboradores en el que se profundiza en las técnicas para conseguir equipos de alto rendimiento: cómo desarrollar las reuniones, cómo gestionar los conflictos, cómo aplicar el coaching en los grupos…




New Call-to-action