902 207 792 · skype:escuela_europea_management info@escuelamanagement.eu

No encuentro trabajo. Esta es una frase que millones de personas en todo el mundo han dicho, comentado o pensado en algún momento de su carrera profesional. Sin embargo, siempre debería ir seguida de la expresión “pero no desespero”.

Nunca digas únicamente ‘no encuentro trabajo’

Es obvio que lo último que debemos hacer ante una búsqueda de empleo, por muy infructuosa que parezca, es desesperar. Si abandonamos el ánimo y la esperanza, prácticamente perdemos todas las posibilidades de lograr nuestros objetivos.

A continuación te ofreceremos una serie de claves importantes en toda búsqueda de empleo, así que ármate de paciencia, saca todas tus energías, levanta el ánimo, y di bien fuerte, “no encuentro trabajo, pero no desespero”.

[cta_hubspot id=3490]

Fomenta tu empleabilidad

El estar en búsqueda activa de empleo es un momento excelente para fomentar la empleabilidad. ¿qué quiere decir esto? Que has de tener la mente siempre abierta a un cambio de sector, ampliación de horizontes profesionales, cambios de residencia y movilidad, dedicación a la formación y mejora de habilidades y competencias, etc. Hay todo un mundo de posibilidades que te permitirán un desarrollo personal y profesional enorme y optimizarán tu capacidad para obtener un buen empleo.

Mantén tus rutinas

Nunca te cierres en el mantra negativo de no encuentro trabajo. Aunque el mercado laboral sea muy complejo y competitivo, tú debes mantener activas tus rutinas y estructurar tu vida en lugar de caer en la desesperación y la apatía. Puedes tomarte la propia búsqueda de empleo como una labor en sí misma, y dedicarle cada día ocho horas como si de una jornada laboral se tratase. Esta actividad te ayudará a concentrar tu atención en tu objetivo.

Sé perseverante

No rendirse jamás y ser perseverante y constante es algo primordial en la búsqueda de empleo. Jamás hay que rendirse, por muy oscura que parezca la situación. Si una oportunidad se ha caído, siempre hay otras esperando a la vuelta de la esquina, por lo que es obligatorio ser muy concienzudo, paciente y persistente.

Pide ayuda

No siempre es fácil enfrentarse a una situación de falta de empleo. Sin embargo, sí que hay profesionales que están dispuestos a ayudarte. Tanto a nivel psicológico, como en sentido formativo y de fomento de la empleabilidad, un coach puede ser vital para ayudarte en el proceso de la búsqueda de trabajo.

Mantente socialmente activo

Si te encuentras con la frase de no encuentro trabajo todo el día en tu mente como mantra negativo recurrente, necesitas mantenerte social y profesionalmente activo. Esto se consigue, como dijimos anteriormente, siendo perseverante y realizando rutinas por un lado, y fomentando relaciones con otras personas por otro.

En el aspecto social, la familia, amigos, conocidos e incluso tus contactos te pueden ayudar. De hecho, hoy día hay gran número de redes sociales a través de las cuales se puede mantener una búsqueda activa de empleo, son un excelente escaparate para mostrar tu formación, competencia y empleabilidad, y permiten ampliar tu red de influencia.

Sé productivo y participativo

Por último, queremos resaltar la importancia de la productividad y la participación. El voluntariado, por poner un ejemplo, es una actividad excelente que te mantendrá activo, te permitirá hacer contactos, mejorará tu desarrollo personal y profesional, ampliará tus experiencias, empleabilidad y competencias, y logrará que te olvides de la frase recurrente y negativa de no encuentro trabajo.

Puedes comprobar que el no encuentro trabajo no tiene por qué ser necesariamente algo negativo. En realidad, nunca debes desesperar y tomar el significado peyorativo del término, puesto que hay un gran número de actividades y posibilidades que se abren ante ti, así que aprovecha la oportunidad para ser más empleable y productivo.

 

Post relacionados:

[cta_hubspot id=3489]